sábado, 26 de septiembre de 2009

Lección de Vida

Sentimientos abrumadores flotan y se esparcen por toda mi mente, nada es claro y es difícil sostenerte ahora después de un momento tan aturdidor y nostálgico, solo el dolor de la muerte me recuerda que tan humana soy, que soy enormemente frágil, que la piel es solo una envoltura que cubre nuestra verdad.

El silencio de esta tarde quizá ha sido el mas lastimoso en el que he estado presente ... Irremediablemente deje un pedazo de mi alma tras montones de tierra que no solamente cubrían un ataúd, sino lágrimas incesantes de todos los presentes y el amor infinito que es lo único que rebasa a la muerte.

Que nuestra amistad es la única que nos buscara en cualquier parte, aunque estemos en el lugar mas recóndito de la tierra y sera la escalera que nos ayudara a salir del abismo, los brazos que transmiten el calor necesario justo en el momento indicado, hoy todos ustedes me dieron un respiro de vida. Aunque quizá fue mas que eso...


jueves, 17 de septiembre de 2009

To Rube

Te perdí de la misma manera que el día pierde al ocaso y se sumerge en la noche.

Me eclipse totalmente por quien pensé que le daría un destello diariamente a mi vida, que tonta elección todo fue tan fugaz, en un abrir y cerrar de ojos me encontraba mas sola que nunca, ya ni recordarte era bueno.

Si lo sé, no hay otra persona como tú en este planeta, se que a veces no se escuchar, mi convicción no me deja ver con claridad que es lo mejor, falta fuerza en mi corazon, todo es tan frágil.

miércoles, 16 de septiembre de 2009

Asesinato # .... ya no me acuerdo!

Difícil de olvidar, el silencio se volvió pesado, incluso el mismo aire resultaba complicado de inhalar, ninguno de los dos queríamos mirarnos, mas sin embargo seguíamos sentados postrados uno delante del otro, finalmente fuiste tu quien comenzó el tormentoso dialogo.

-¿Que tal tu día pequeña?- Ja..! aun pretendías que tus cortesías mejoraran la situación, si no es es un juego en el que hoy pierdes y mañana ganas.

Respondí tratando de disfrazar mi ironía con mi clásica espontaneidad al hablar, intente olvidarlo, claro... solo momentaneamente.

Alze la mirada y me encontré con tus ojos mentirosos, tu te adentraste en los mios, siempre te lo dije si algún día necesitabas saber la verdad tan solo bastaba con que me miraras fijamente.

Intentaste tocarme, pero lo evite bruscamente.

-¿Que pasa?- preguntaste estúpidamente. Estalle a carcajadas irónicas, que solamente cubrían mi nostalgia.

-No digas nada - respondí decidida, me levante y me aproxime lo mas posible a ti, y tu continuabas inmutable, yo ya no sabia que hacer... ¿Cuál era el acto seguido?, aquí no había guión. Así que improvise, te dije -Adiós- y di la vuelta.

No supe en que milésima de segundo te levantaste rápidamente y me abrazaste. -¡Sueltame!- gemí de dolor y tu lo hacías con mas fuerza, deslizando tus dedos por mi espalda que se volvieron filosas navajas que se introducían en mi piel.

-No me toques- volví a gritar, ¡me quemas! y así era, el contacto contigo me calcinaba lentamente, .... desgarradoramente.

¿Lo recuerdas? así me mataste, así me asesinaste... no se cuantas veces... ya perdí la cuenta, ya lo olvide.

Que queda después de ti?, No lo se, perdón ... se acabo la tinta y el papel.